La Iglesia Católica se apropia del patrimonio publico


Poco se sabe de un artículo de la ley hipotecaria española que concede a la Iglesia Católica la potestad de inscribir a su nombre propiedades que no estaban a nombre de nadie. A este acto se le llama Inmatricular y ha provocado una auténtica batalla jurídica en algunos municipios que acusan a la Iglesia de hacerse con bienes que pertenecen al pueblo.







Bookmark and Share

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada